multiplica_oportunidades_sill_roja

La silla roja que multiplica oportunidades

Este año en la vuelta al cole reservamos una silla para todas las personas excluidas por la desigualdad. El 8% de la población mundial acumula el 50% de la riqueza mundial y la desigualdad recorre y deja fuera a personas en todos los continentes.

La educación sigue siendo la herramienta más poderosa para combatir la desigualdad. Una educación inclusiva, que atienda las necesidades de cada persona y que tenga en cuenta su derecho a ser diferentes.

El año pasado hacíamos hincapié en la importancia del acceso a una educación de calidad y este año, en esta misma línea, queremos poner el foco en que una educación de calidad es una educación inclusiva.

 

Inclusión y equidad: Una educación que multiplica oportunidades

La mitad de la población mundial posee la misma riqueza que las 85 personas más ricas del mundo y 1.300 millones de personas viven con menos de un dólar al día. Son las personas excluidas por la pobreza y la marginación, por causa de género, pertenencia étnica, discapacidad y muchas otras causas.

La desigualdad tiene consecuencias devastadoras en la educación: 175 millones de jóvenes de países de ingresos bajos y medio-bajos son incapaces de leer toda una oración o parte de ella.

Ante esta situación, es necesario defender y promover una educación inclusiva que contribuya significativamente a un modelo social más equitativo y justo. Por eso, como parte de nuestro trabajo de incidencia política y de divulgación social, desde Entreculturas presentamos el informe “Inclusión y equidad: Multiplicando oportunidades a través de la educación”, con la intención de contribuir a la reflexión, desde la convicción de que una educación inclusiva, transformadora, es fundamental para multiplicar las oportunidades de desarrollo, de forma equitativa, de todas las personas.

La educación es de calidad cuando es inclusiva, cuando ofrece las mismas oportunidades a todas las personas. Desde Entreculturas trabajamos para multiplicar la silla roja y que llegue a todos los niños y niñas del mundo.

¿Te animas a multiplicarla con nosotros?